viernes, octubre 19, 2007

¿a quién ama ana elena pena?

Es lo único que no revelo en esta entrevista realizada por Javier Reguera para su blog:
Javier Reguera:
"¿A quién ama ana elena pena? Lo prometido es deuda. Y Ana Elena Pena, de la que ya hemos escrito en otro post, ha tenido la gentileza de hacer una entrevista para Así se fundó Carnaby Street, una entrevista llena de matices e intereses. Una mujer fascinante. Pasen y lean.
J.R.- Comienzas tu blog, en 2004, con un post que me parece que abre tu universo creativo. Hablas en él de las perversiones del cuento infantil, de lo que esconden tras su apariencia pueril. En tu obra expones precisamente lo que los cuentos infantiles ocultan. ¿Es el arte de Ana Elena Pena inocente? Ya sea en pintura, fotografía, en cualquiera de las actividades que realizas, sacas a la luz el inconsciente de todas esas narraciones.
Sobre los mensajes inconscientes de los cuentos de hadas y su psicoanálisis, ya hablaron Bruno Bettleheim y Jung, y me parecieron interesantes algunos apuntes al respecto. Siempre me han gustado los cuentos de hadas clásicos, los cuentos de Perrault, los Hermanos Grimm, con sus detalles cruentos. Son como historias de terror que acaban bien. Bueno, si a casarte con un príncipe es a todo lo que aspiras. Nunca me ha gustado el papel de heroína pasiva, que gracias a su belleza y bondad recibe como premio beso, pollón y dote.

Lo mío con Caperucita viene de atrás... Mi madre me vestía así en Carnavales, con Caperuza roja, delantal y trenzas rubias de lana. Pasaban los años, yo crecía pero me seguía vistiendo igual, le sacaba un poco de bajo al vestido y ya. A lo tonto durante cuatro años o así le duró el invento, hasta que me cansé. Además, el lobo siempre había sido mi animal preferido, no entendía por qué le daban siempre el papel de malote.

J.r- En alguna parte de tu blog se puede leer: "Existe un estrecho vínculo entre violencia y erotismo, entre la sexualidad y la muerte (Eros y Tánatos), entre el placer y el dolor y entre nutrición y sexualidad, que muchos artistas, poetas, escritores y filósofos como Georges Bataille y Baudelaire, en un modo más trágico, se han esforzado en resaltar". Me da la sensación de que tu obra aborda estas cuestiones con un humor especial, transgresor. Descoloca.

Para mí el humor es algo vital, imprescindible para la supervivencia en este mundo loco. Es una obligación moral autoimpuesta. Y yo lo vivo todo con mucha risa-maria-luisa. Soy miedosa, tengo depresiones cíclicas y crisis de ansiedad con relativa frecuencia, por lo que mi trabajo es esencial para mantener una higiene mental óptima, para salvaguardar mi estabilidad emocional. Necesito desdramatizar el lado oscuro de la vida para no acabar volviéndome loca (del todo).

J.r.- ¿Es la transgresión una forma de arte en sí mismo? Hay toda una tradición en ese sentido y la historia del arte está llena de ejemplos.
Es muy fácil transgredir, en cuanto que tienes el conocimiento de las normas y las convenciones, pero lo que hay que preguntarse es ¿para qué? En otras palabras, qué es lo que nos motiva a hacerlo. Yo no me considero una persona transgresora en el aspecto más amplio de la palabra, puedo ser muy conservadora con según qué cosas, y procuro llevar una vida ordenada (no disoluta, es decir, porque desordenada soy, y mucho).a href="http://1.bp.blogspot.com/_o6XBvqZGPUo/RxiNi0kTiBI/AAAAAAAAA4s/ouKNHNUhMtE/s1600-h/isabelbarbuda.jpg">

No tengo demasiado interés en ser tachada de “transgresora”, porque además, eso implica que se hagan una idea equivocada de tí, que den por hecho que eres una persona rebelde y conflictiva, con mal carácter, abanderada de las libertades (que muchos confunden con libertinaje) cuando no es para nada mi caso. Soy una persona muy tranquila, sobre todo en el sentido de que no me gusta molestar. Y me gusta rodearme de gente conservadora, me hace tener los pies en el suelo, porque el mundo de la noche, el cabaret. ....En fin, ya sabes lo que hay, es una auténtica locura. Pero me encanta. Estoy llena de contradicciones, en definitiva.

- Acudes en ocasiones a la antropología para explicar partes de tu obra. Al menos para darle un sentido, si se quiere decir así, que pueda entenderse de un modo más universal. Tu fotografía y serie Mi primera menstruación parte de esa premisa. Visualmente es impactante. ¿Cómo abordaste esa fotografía?

La sangre siempre ha tenido un simbolismo muy rico. Se la ha asociado con la enfermedad, la fecundidad, la muerte, el sexo, la resurrección. Y la menstruación, dependiendo de las diferentes culturas, ha adquirido diferentes significados. Se creía, por ejemplo, que impedía el crecimiento de las plantas y contaminaba las aguas, y a la mujer se la apartaba de la tribu durante esos días porque se la consideraba impura. Hay todo un tabú en torno a la menstruación. Quizá ahora no tanto, porque no está tan presente la cultura cristiana con la que hemos crecido muchos de nosotros. Yo me sentí realmente sucia, avergonzada, cuando la tuve, y no quería que nadie lo supiera. Ya ves qué tontería, pero era como aceptar que ya no eras una niña, era como llevar un letrero que dijera “¡¡ey!! Miradme Ya soy una mujer, tengo pechos y puedo quedarme embarazada y ser deseable a los ojos de los hombres, ya puede venir el lobo y hacer de mí lo que quiera!”. Y claro, después de haber visto “Carrie”, el miedo se apoderó de mí más todavía. ¡¡Se avecinaba una catástrofe!!

- Pintura, diseño de muñecas, happennings, teatro burlesco, cabaret, música, fotografía, cómic. Eres una artista que diversifica su acción, pensamiento y creatividad. Raro en estos tiempos en que cualquier creador suele especializarse ¿No es un poco desquiciante abordar tal cantidad de disciplinas?
Lo desquiciante sería no hacer nada, o tener que limitarme a una sóla cosa. En ese sentido soy hiperactiva, y me sirvo de las diferentes disciplinas cuando no puedo expresar lo que quiero con otra, cuando encuentro que tengo algún hándicap. Por ejemplo, no tengo una técnica pictórica muy depurada, no soy ningún portento a los pinceles, por lo que a veces llego a la conclusión de que determinada idea, o imagen, resultaría más potente representándola en fotografía que con pintura. Me utilizo a mí misma de modelo porque soy la persona que tengo más cerca, y que mejor trabaja bajo mis órdenes…,jajaja . Pero hay fotos que no me puedo echar yo misma, así que generalmente cuento con algún amigo fotógrafo (Samuel Domingo). Pintar y dibujar me relaja, pero hay veces que no tengo tiempo. Soy muy lenta y me impaciento con facilidad por ver el resultado.
La fotografía me gusta porque es rápida, es algo en lo que ves el resultado casi de manera instantánea, aunque siempre requiere una preparación..., el vestuario, la localización, los detalles, etc. Y establece una relación muy directa e íntima con el observador.

El cabaret es otra cosa diferente, es una manera de quemar energías, y de contar las cosas con canciones. Lo hago para divertirme, para viajar, conocer gente, compartir e intercambiar ideas. Lo malo es cuando tienes un mal día, y no quieres actuar, pero claro, tienes un compromiso, y debes salir a escena, pero no te apetece, y lo peor, ¡se te nota! Pero bueno, son cosas que pasan. Tengo un estado de ánimo voluble y nunca sé lo que puede suceder una hora antes de lanzarme al ruedo, pero intento no salir corriendo a la primera de cambio y animarme sobre la marcha.

PARA CONTINUAR LEYENDO LA ENTREVISTA CLICK AQUÍ:
http://carnabys.blogspot.com/2007/10/quien-ama-ana-elena-pena-entrevista.html

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo particularmente amo a Ana Elena Peña,porque eres dentro del extensisimo mundo que cabe en un modem: facil de querer, dificil de encontrar e imposible de olvidar.
Aunque me asustan tus barbies me encandilan tus historias y palabras.
milbesos dsd los madriles.-kikE-

La caja de los hilos dijo...

La entrevista de Javier Reguera nos ha permitido conocer tu obra y estamos entusiasmados. Necesitábamos decírtelo.
Muchos besos, caperucita.

Steam Monkey dijo...

Me gusta mucho tu foto foto de ton-ti-ta!

Anónimo dijo...

UNA CALASPARREÑA CON PROYECCION. YA ES ALGO.
ADEMAS ES UNA BUENA CHICA. FELICIDADES Y ADELANTE